Helena nos cuenta su experiencia viviendo en Hobart (Tasmania)

4 febrero, 2020 - Nathalie

En este post entrevistamos a Helena, una de nuestras primeras estudiantes que elige Tasmania para vivir su aventura australiana. Helena se pasó 4 meses en Hobart, la capital de la isla, porque es una amante de la naturaleza y muy aventurera y, sobre todo, porque buscaba vivir una experiencia distinta y más auténtica, alejándose de los españoles y los destinos más comunes y turísticos de Australia.

Como ella misma bien dice: ¡uno no se viene a la otra punta del mundo para encontrarse con españoles!

Por eso y por mucho más, somos muy fans de Helena y de su maravillosa experiencia en Tasmania que comparte con todos en esta entrevista. Estamos seguros de que después de leerla te plantearás muy seriamente dar tú también tu salto a Tasmania 😉

¡Te dejamos con ella!

1. Preséntate. ¿De dónde eres? ¿Cuántos años tienes? ¿Qué has estudiado? Cuéntanos si has venido solx o acompañadx.

Mi nombre es Helena, una bióloga extremeña de 27 años.

2. ¿Cuánto tiempo has estado en Australia? Cuéntanos porqué elegiste Australia y porqué decidiste dar el salto 🙂 

He vivido en Hobart cuatro meses. Mi chico (también biólogo) y yo, teníamos ganas de una aventura rodeada de naturaleza, así que encontramos el lugar perfecto: TASMANIA. Él pudo adaptar su trabajo allí y yo me informé de las opciones que tenía para entrar en el país.

3. ¿Con qué visado has venido a Australia y cómo fueron los trámites?

Conseguí el visado de estudiante gracias a la increíble ayuda de Agripina, que tuvo mucha paciencia con mi poco entendimiento acerca de visados, leyes y aduanas.

4. ¿En qué ciudad de Australia has vivido y por qué la elegiste?

Elegí Hobart porque había escuchado que Tasmania es uno de los sitios más bonitos del mundo. Además, ya que viajaba a la otra punta del planeta para una nueva etapa, no quería arriesgarme a coincidir con españoles en mainland ¡jaja!

5. ¿Crees que has acertado en la elección de tu ciudad? Cuéntanos por qué sí o por qué no.

Antes de aterrizar, todavía sobrevolando la isla, me emocioné y me eché a llorar. Parecía que iba a vivir en el paraíso, y así fue. Hobart es una ciudad muy pequeña y tranquila, pero está rodeada de unos parajes salvajes y naturales que no encuentras en otras partes del mundo. Repetiría (y repetiré) mil veces la experiencia.

 

<  Si  lo  sientes  por  dentro,

no  lo  pienses  dos  veces  >

 

6. ¿Cómo fueron tus primeros días en Australia?

La verdad que tardé unos días en ser consciente de dónde me encontraba. La ayuda de mi colaboradora fue indispensable para ir encajando en la ciudad y el papeleo que requiere el principio.

7. ¿Qué has estudiado en Australia? En el caso de que hayas estudiado o estés aún estudiando inglés, ¿recomiendas este país para aprender inglés?

Decidí estudiar un curso de inglés porque tenía la soltura de hablar con gente viajando, pero necesitaba refrescar la gramática y ampliar mi vocabulario para poder sacarme el TOEFL.

8. ¿Has tenido dificultades para adaptarte? (la gastronomía, el idioma, el clima..)

La verdad es que, en cuanto pasaron las dos primeras semanas, me pareció que llevaba viviendo allí toda la vida. Tuve mucha suerte, casa preciosa en la montaña, con nuestro propio huerto y gallinas. Cocinábamos nuestra propia comida, muy parecida a la que estábamos acostumbrados… ¡excepto la carne ecológica de wallaby!

También tuve unos compañeros de clase maravillosos que me abrieron los brazos desde el primer día y que ahora se han convertido en familia.

9. ¿Te ha resultado fácil hacer amigos? ¿De qué nacionalidades son?

En la escuela de Hobart hay muy poquitos alumnos (para mi algo positivo), lo que te ayuda a conocerlos mejor y poder establecer amistades de verdad. En mi corazón me llevo Japón, Vietnam, Tailandia, China, Colombia, Chile…

Además, la gente de la isla es muy amable y cercana, fuera del colegio también hicimos muchos amigos tasmanos.

10. ¿Cuánto tardaste en encontrar alojamiento? ¿Cómo es tu casa? (con cuánta gente compartes, es una casa o un piso, dónde está ubicada –cerca / lejos de la escuela / la playa / el centro…) ¿Cuánto pagas de alquiler? ¿Con quién vives? ¡Cuéntanoslo todo! 🙂 

Nosotros tuvimos mucha suerte con la casa, ya que antes de volar ya habíamos contactado con nuestros anfitriones, un matrimonio australiano de 30 años. Vivíamos en una casa preciosa, rodeada de verde y alejada del bullicio de la ciudad (¡lo que nosotros queríamos!). El precio total que pagábamos (agua, luz, internet…) era 200$/semana.

11. ¿Has trabajado durante tu estancia en Australia? ¿Cómo conseguiste el trabajo y cuánto tardaste en ingresar tus primeros dólares? ¿Puedes contarnos cuánto cobras? ¿Has cambiado muchas veces de trabajo?

La verdad que estuve muy poco tiempo para establecerme en un sitio, así que sobre todo trabajé de niñera y me apunté a distintos voluntariados, lo que me aportaba suficiente para vivir y viajar por la isla.

12. ¿Cómo es un día normal en tu vida Australiana? (cuéntanos a qué hora te levantas y te vas a dormir, si vas a clase o qué haces en tu tiempo libre. ¡Queremos que los que están aún en casa puedan hacerse una idea de lo que van a encontrar aquí)

Me levantaba sobre las 6 de la mañana (allí amanece muy pronto) y antes de clase me daba tiempo a yoga, ducha y desayuno. Tras pasar toda la mañana en el colegio, tienes toda la tarde libre para pasear, disfrutar de un buen libro en el parque, hacer un poco de senderismo alrededor de la ciudad, o simplemente tomar una cerveza. Me gustaba cenar en el porche al aire libre, sobre las 20:00, y poco después a dormir. Desde mi punto de vista, el ritmo de vida que llevan allí es mucho más relajado (y sano): hasta cuando tienes que trabajar por las tardes, te sobra tiempo para ti antes de que finalice el día.

Y los fines de semana… ¡carretera y tienda de campaña!

13. ¿Has viajado por Tasmania? ¿Y por Australia en general? Y si no has tenido tiempo a viajar… ¿qué lugares están pendientes en tu lista?

La verdad es que la isla tiene muchísimas cosas por ver, sobre todo si eres amante del senderismo. Para empezar, por el Southwest National Park (600,000 hectáreas) no pueden circular vehículos, así que tienes que recorrer tooooodo el parque a pie.

14. Cuéntanos lo mejor y lo peor de Tasmania. ¿Algo que no haya sido como tú esperabas o que haya sido incluso mejor?

Como he comentado anteriormente, para mi lo mejor que tiene esta isla es que te encuentras en plena naturaleza vayas a donde vayas. Puedes recorrer kilómetros y kilómetros en bosques y montañas y estás realmente solo, rodeado de ancestrales eucaliptos y preciosa fauna.

Sí tengo que decir que me coincidió una mala estación: la primavera. Es muy lluviosa y con vientos muy fuertes, por lo que muchas veces te imposibilita hacer planes. Según me contó la gente de Tassie, la mejor época para viajar a la isla es verano (finales) y otoño.

15. ¿Qué es lo que más te ha sorprendido de Tasmania?

Como bióloga, la increíble variedad de fauna y flora que tiene la isla.

16. ¿Y lo que más has echado de menos de tu país?

Mmm… sinceramente solo podría decir que me habría encantado enseñarles la isla a mi familia y mis amigos, pero realmente nada más!

17. Si volvieses atrás, ¿volverías a dar el salto? ¿Volverías a elegir Tasmania?

Volvería a dar el salto una y mil veces, y siempre a la isla, sin lugar a duda.

18. ¿Harías algo de forma diferente?

En lugar de volverme en cuatro meses (por motivos de trabajo), haber intentado quedarme más tiempo.

19. ¿Qué consejo le darías a aquellos que quieren dar el salto, pero aún no se atreven?

Que no lo duden. Las cosas más alucinantes que hacemos en la vida seguramente sean aquellas de las que en un principio no nos vemos capaces o nos dan miedo. Si lo sientes por dentro, no lo pienses dos veces.

20. Y, por último, ¿en qué te ha ayudado Un Salto a Australia? ¿Nos recomendarías?

Sin Un Salto a Australia seguro que me habría costado muchísimo más llegar hasta allí, quién sabe si no me hubiera rendido por el camino. El equipo es maravilloso, tienen una paciencia y un buen rollo infinitos, cosa que siempre se agradece cuando son temas que agobian un poco. Yo estoy deseando repetir con vosotros y espero empujar a más gente para que también de el salto conmigo!

¡Muchas gracias Helena por compartir tu experiencia con nosotros y animar a la gente a dar su salto a Australia! Esperamos que vuelvas pronto a Tasmania, tu islita te espera 🙂

Y si tú también sueñas con vivir una aventura como la de Helena no dudes en contactarnos, te ayudaremos en todo.

¡Nos vemos pronto al otro lado del mundo!

MERI 💛

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Contacto rápido:

info@unsaltoaaustralia.com

Facebook Instagram YouTube LinkedIn Email

©2020. UN SALTO A AUSTRALIA

Newsletter